Iluminación con Flash

Iluminación con flash

 

Como ya mencioné antes, el flash emite iluminación dura, potente y muy breve.

Tal vez la ventaja más importante que tiene el flash sobre la iluminación continua es la brevedad del disparo que puede ser tan breve como 1/60000 o más breve. Otra ventaja es el tamaño del equipo relacionada con la capacidad lumínica y además se alimenta con baterías. Estas virtudes, alcanzan para elegir el flash sobre iluminación continua para fotografía de campo.

El uso del flash no se limita al campo, también en estudio es de suma utilidad con cualquier técnica de iluminación. Se pueden combinar con reflectores, difusores, filtros de color, filtros polarizadores, tamices, etc. Solo es cuestión de imaginación. La gran diferencia con la iluminación continua es que no veremos los resultados hasta que no hagamos una exposición, lo que puede muchas veces lleva tiempo y sorpresas. Para evitar esto, algunos flashes están equipados con luz de modelaje. Se trata de una o varias lámparas de iluminación continua, combinadas con la lámpara del flash que permanecen encendidas e iluminan la escena desde la misma perspectiva, lo que facilita enormemente la composición, el control de los reflejos, las sombras, los efectos y además es excelente para enfocar a oscuras o con el diafragma cerrado para visualizar la profundidad de campo o con tubos de extensión y grandes magnificaciones. La intensidad de la iluminación es suficiente para ver por el visor de la cámara, pero no es suficiente para modificar la exposición con flash, en el caso que se dispare con la luz de modelaje encendida.

Un detalle que hay que tener claro y que muchas veces se presta a confusión, es que el flash no disminuye la intensidad del destello, solo acorta el tiempo que la lámpara permanece encendida, de ahí que un flash potente, usado a mitad de “potencia” haga disparos tan cortos. En otras palabras: La lámpara de un flash siempre enciende al 100%. Lo que se regula es el tiempo que permanece encendida, lo que normalmente varía entre 1/1000 a 1/60000. Claro que depende de la marca y modelo de flash.

La potencia máxima de un flash, depende de su numero guía. Mientras más alto el número guía más potente será el flash. Pero cuidado, hay que comparar los flashes de distintas marcas y modelos bajo las mismas condiciones de ISO y cobertura del haz de luz. Hay equipos que tienen un zoom dentro del reflector, y pueden variar el haz de luz de 24mm a 105mm de cobertura, con lo que las especificaciones variarán y no será posible comparar directamente la potencia entre diferentes modelos.  Hay algunas marcas que expresan el número guía (GN) en ISO 200 y otros en ISO 100, lo que sobre el papel, puede confundir y hacer pensar al comprador que el flash es muy potente y realmente no lo es. En otras palabras GN 64 /ISO200/24mm es igual a GN32 /ISO 100/24mm.

Regla: Mientras más potencia mejor. El flash hará disparos más cortos y cargará más rápido porque trabajará a “media máquina”. Disparos cortos se traducen en congelamiento del movimiento, carga rápida, alargamiento de la vida de las baterías y tiempos breves entre disparo y disparo.

Hay flashes de distintas formas y tamaños; algunos específicos para macrofotografía.

El flash anular es muy bueno para tomar fotografías de objetos que no presenten zonas con reflejos especulares y cuando se quieran fotografías con pocas sombras.

Los reflejos especulares suelen ser un dolor de cabeza para el fotógrafo, sobre todo con el flash anular, porque se puede ver la lámpara perfectamente definida en el objeto. Para esto Olympus diseñó el OM T10 Ring Flash; fabricado entre 1980 y el 2003, que tiene luces de modelaje y al que se puede añadir un filtro de polarización cruzada, que es muy efectivo con los reflejos especulares, pero a costa de 2 valores de exposición, lo que limita su uso a condiciones de poco movimiento.

Un problema con la luz de flash es que es dura, lo que obliga a usar difusores. Normalmente los difusores que vienen con los flashes, son láminas de plástico que se adosan al reflector y no sirven de mucho. Una excepción es el difusor anular parabólico del flash Olympus T8, que da una luz difusa perfectamente distribuida y sin sombras, además de poseer luces de modelaje. No conozco compañías que hayan llegado a tanto con los equipos macro.

La iluminación sin sombras es perfecta para fotografía documental, reproducciones de sellos postales, monedas, fotografía forense o médica, pero puede generar a veces aplanamiento del objeto por falta de contraste, por lo que muchos fotógrafos prefieren usar flashes con reflectores separados para fotografía artística. Esto da más control sobre las sombras y la dirección de la luz y expande las posibilidades de composición.

Otra posibilidad es usar un  solo flash muy potente montado sobre la cámara y dirigirlo hacia un difusor montado sobre el lente. La luz cenital generada de esta forma es bastante natural y difusa. En la práctica muy útil y efectiva. Mientras más alejado y potente sea el flash mejor. Mientras más grande el difusor mejor.

Para terminar, cualquiera de estos flashes puede combinarse para lograr ciertos efectos. Yo a veces uso un flash anular de relleno (GN 8/10), y otro flash principal más potente (GN 32) montado en un grip accesorio y dirigido al fondo de la escena y a un difusor sobre el lente. De este modo puedo controlar la iluminación del fondo y la iluminación superior con difusor me da perspectiva y luz cenital difusa. El flash anular de encarga de la luz frontal tan difícil de conseguir en grandes magnificaciones en fotografía de campo. Como nada es perfecto, el equipo es más pesado y requiere más esfuerzo físico, sobre todo cuando perseguimos insectos y al haber dos flashes con distinta potencia, si no se tiene cuidado, pueden aparecer imágenes movidas producidas por los dos destellos de luz con distinta duración.  Recordar que el flash más potente tendrá un destello más breve que el menos potente. Entonces, el congelamiento del movimiento estará definido por el flash menos potente o con el disparo de mayor duración.

Lecturas relacionadas

Comportamiento de la luz

Elementos Básicos de la iluminación